Como abrirse de piernas sin dolor

Como abrirse de piernas sin dolor

No puede abrir las piernas lateralmente

A partir de aquí, intenta deslizar la pierna trasera hacia atrás. A continuación, utilizando las manos (o bloques) como topes, baje el cuerpo hacia el suelo hasta que empiece a sentir un tirón en los isquiotibiales. Lleva a cabo este estiramiento sólo hasta donde te sientas cómodo.
Mara es una escritora y editora independiente especializada en cultura, política, bienestar y la intersección entre ambos, cuyo trabajo impreso y digital ha aparecido en Marie Claire, Women’s Health, Cosmopolitan, Airbnb Mag y Prevention, entre otros.
Este contenido es creado y mantenido por un tercero, e importado a esta página para ayudar a los usuarios a proporcionar sus direcciones de correo electrónico. Puede encontrar más información sobre este contenido y otros similares en piano.io

Estiramientos de apertura de cadera para principiantes

Este artículo ha sido redactado por Adam Shuty. Adam Shuty es un especialista certificado en fuerza y acondicionamiento y propietario de ATOMIC Total Fitness, un estudio de entrenamiento físico en Nueva York, Nueva York. Con más de 15 años de experiencia, Adam se especializa en levantamiento de pesas, fuerza y acondicionamiento, y artes marciales. Adam es licenciado en Ingeniería Industrial por el Instituto Politécnico y Universidad Estatal de Virginia. En 2014, Adam apareció en el programa Live With Kelly and Michael Show como uno de los cinco mejores instructores de fitness del país.
Hacer los splits es súper impresionante y una prueba de que realmente eres así de flexible, así que no es de extrañar que quieras aprender cómo, y rápido. La verdad es que cada uno llega a un ritmo diferente dependiendo de lo flexible que sea para empezar, pero si te apetece el reto de hacer los splits en una semana, estamos totalmente aquí para ello. Este artículo te enseñará todo lo que necesitas saber para tener la mejor oportunidad de hacer los splits en una semana o menos, incluyendo los estiramientos que debes hacer, la frecuencia con la que debes practicar y cómo llegar a los splits cuando finalmente estés listo.

Retroalimentación

En algún momento de la vida de todo el mundo, experimentará dolor. Desde las actividades deportivas hasta las enfermedades crónicas, hay muchas razones por las que es tan común vivir con molestias. Pero a veces, el dolor es tan fuerte que puede hacer que las rutinas diarias se sientan como tareas monumentales. Si el dolor está en las piernas, incluso algo tan sencillo como levantarse de la cama y conducir se convierte en un engorro.
1. Estiramientos de los isquiotibiales: Los músculos isquiotibiales están situados en la parte posterior de la parte superior de la pierna. Si los sientes doloridos después de un día de piernas en el gimnasio o después de correr una media maratón, siéntate en el suelo e inclínate hacia delante desde la cintura. Intenta doblarte lo máximo posible manteniendo las piernas rectas. Mantén la posición durante 20 segundos. Suelta y repite tres veces.
Como alternativa, puedes hacer un estiramiento de isquiotibiales de pie: Ponte de pie y cruza el pie derecho sobre el izquierdo. Inclínate lentamente hacia delante hasta que tu frente quede frente a tus rodillas. Mantén las piernas rectas mientras mantienes esta posición. Mantén la posición durante unos 20 segundos. Una vez que vuelvas a la posición totalmente erguida, cruza el pie izquierdo sobre el derecho y hazlo de nuevo. 2. Estiramientos de pantorrilla: Colóquese a la distancia de un brazo de una pared. Apoye ambas manos en la pared, separadas a la altura de los hombros, y dé un paso hacia atrás con una pierna, mientras mantiene un movimiento de empuje contra la pared. Mantenga la posición de 20 a 30 segundos. Suelta y repite con la otra pierna.

Cómo cruzar las piernas con los muslos grandes

Coloca una toalla en el suelo. Comienza sobre tu pie derecho con la mano izquierda en el suelo, como se muestra en la imagen uno. A continuación, salta hacia arriba desde esta posición, cruzando la toalla y aterrizando sobre el pie izquierdo y la mano derecha. Tome impulso y salte de un lado a otro durante un minuto, luego descanse. Repita la operación durante 10 intervalos de un minuto.
Túmbate de espaldas con los pies juntos, levantados (arriba a la izquierda). Levante los hombros ligeramente para que estén a 10 centímetros del suelo (abajo a la izquierda). No utilice las manos para levantar la cabeza. Mantenga la posición durante 3 segundos y luego baje. Repite 10 veces.